Sopa de Fideos Chinos

como hacer fideos chinos

¡Hola Chicos! Hoy les traigo una receta súper sencillita, pero que los ayudará a salir de la rutina. Si ya alucinan la sopa de siempre, esta sopita de fideos chinos les caerá de variedad a todos en la familia y lo mejor de todo es que es muy fácil de preparar (ya saben que no me gustan las complicaciones, jeje).

En realidad, el secreto para que esta sopita quede rica, es sofreír el ajo y la cebolla antes de colocar el caldo de verduras, y por supuesto, también es muy importante conseguir un buen caldo de verduras.

Yo conseguí el caldo de verduras marca Santiveri, que es orgánico y me ha salido bastante bueno, aunque no es para nada el único caldo de verduras que pueden usar. En mercados orgánicos y tiendas naturistas he visto también caldos de verduras producidos de manera local que también resultan bastante buenos.

La otra cosa que tienen que conseguir, es el paquete de fideos chinos, que en realidad también es bastante fácil de conseguir. La pueden conseguir en la sección de productos asiáticos del supermercado, o en tiendas especializadas en productos orientales.

cómo preparar fideos chinos fácil

Bueno, una vez hechas estas aclaraciones, pasemos a la receta:

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de cebolla picada, o rebanada
  • 1 diente de ajo picado
  • 1 paquete de sopa Yakisoba (o sopa oriental de fideos)
  • 4 tazas de agua
  • 1 1/2 cubitos de caldo de verduras (o 1 1/2 cucharadita, si lo tienen en polvo)
  • 1 cucharadita de aceite

Procedimiento:

Primero, colocamos en una ollita profunda la cucharadita de aceite junto con el ajo y la cebolla. Normalmente, la cebolla iría picada, pero yo la dejé rebanada en trozos un poco más grandes, para poder quitarla más fácilmente antes de servir la sopa a los niños. (A mí no me molesta para nada la cebolla, pero a mis hijos al parecer lo peor que les puede suceder es encontrarse una cebolla en la sopa, así que hay que hacer malabares… ¿verdad?).

Bueno, una vez que la cebolla y el ajo comienzan a tomar tonalidad doradita, coloca las tazas de agua y déjala calentar un poco.

Cuando esté caliente, agrega el caldo de verduras y deja que hierva un rato para que se incorpore bien el sabor.

Si quieren agregarle algo de verduras al caldo, pueden ponerle zanahorias y champiñones rebanados, y dejarlos hervir durante 10 minutos. Esas verduras suelen quedar bastante bien.

Luego, agrega la pasta del paquete y déjala hervir a fuego bajo durante aproximadamente 8 minutos.

Sirve mientras esté caliente y ¡disfrútala! Te recordará a aquellas visitas a los restaurantes chinos.




 

 

You may also like...